Tres mujeres en el cine

Lo obvio: Son tres jóvenes, hermosas y entusiastas mujeres perdidas en la inmensidad de Latinoamérica. El desafío: Las invitamos al cine. El telón de satín negro, el ruido del proyector, las imágenes irrumpiendo en la sala, dando rienda suelta a la imaginación, a los sentidos. El resultado: un viaje a lo humano, al objeto pequeño, al recuerdo. Ésta no es la única virtud del séptimo arte. El cine abre la mente, enseña, dicta pautas, emociona. Eso es lo que deseamos. ¡Dios! Un poco de emoción y belleza y alma. Eso es todo lo que pedimos. Bueno, pues Urbe le...

Read More